Energía Solar Térmica en aplicaciones industriales

Una instalación de energía solar térmica supone la reducción de dos terceras partes del consumo de energía convencional (nunca el 100% ya que siempre es necesaria una energía de apoyo convencional como el gasóleo, gas natural, propano, electricidad, etc.), lo que se traduce en un importante ahorro de dinero para la empresa.

Además en la Comunidad Valencia existen subvenciones a fondo perdido de hasta el 45% del coste de la inversión y deducciones fiscales en el impuesto sobre sociedades del 8%, el periodo de retorno de la inversión suele ser menor de 5 años.

Principales Ventajas de su uso:

  • Económicas: supone un importante ahorro económico en “combustible” puesto que el sol es gratuito y además los costes de mantenimiento de la instalación son bajos.
  • Emplea un recurso inagotable: la radiación solar
  • Mejora la competitividad de la empresa
  • Medioambientales: no emite gases contaminantes ni de efecto invernadero.
  • No produce ruidos molestos

Las instalaciones solares térmicas no vierten ningún tipo de contaminante a la atmósfera, su energía se produce donde se consume, son fáciles de instalar y dependen de una tecnología madura. Además contribuyen a reducir la dependencia energética de la empresa haciendo que ésta sea más competitiva y que no se vea influenciada por las continuas subidas del precio de la energía.

En el caso de las Bodegas de vinificación existen numerosas aplicaciones de energía solar térmica para conseguir importantes ahorros energéticos y reducir las emisiones de CO2 a la atmosfera mejorando la imagen de la bodega.

  • PRODUCCIÓN DE ACS PARA CALEFACCIÓN: Con la energía solar térmica se puede llegar a cubrir entre un 30 y un 50% de las necesidades de calefacción/refrigeración de las diferentes estancias de las bodegas (oficinas, salas de catas, tienda…)
  • PRODUCCIÓN DE AGUA CALIENTE PARA DETERMINADOS PROCESOS: Se requiere agua caliente para las tareas de limpieza de las botellas o desinfección. En este caso una instalación solar térmica puede llegar al cubrir el 60% de la demanda energética necesaria para obtener la temperatura de agua deseada para el proceso industrial.

En el caso de la industria cárnica existen numerosas aplicaciones de energía solar térmica para conseguir importantes ahorros energéticos y reducir las emisiones de CO2 a la atmosfera.

  • PRODUCCIÓN DE AGUA CALIENTE PARA DETERMINADOS PROCESOS: Se requiere agua caliente para las tareas de limpieza de las instalaciones, el escaldado, la cocción, lavado… En este caso una instalación solar térmica puede llegar al cubrir el 60% de la demanda energética necesaria para obtener la temperatura de agua deseada para el proceso industrial.

Las instalaciones solares térmicas para producción de agua caliente pueden emplearse en la industria cuando en los procesos industriales se trabaja con temperaturas similares a las del agua caliente sanitaria (60ºC).

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Deja un comentario